El cerebro artificial de Stephen Hawking.

El cerebro de Stephen Hawking es un ordenador.

Stephen Hawking un cuerpo sobre un cerebro artificial.

Stephen Hawking, el archiconocido físico teórico, astrofísico, cosmólogo y divulgador científico británico, es en realidad un vegetal, un trozo de carne totalmente incapaz de comunicarse con su silla de ruedas o con su entorno; y mucho menos de desarrollar todas las teorías astrofísicas que se le atribuyen.

La auténtica realidad desvelada a Comecocos.com sería que es un dispositivo de inteligencia artificial instalado en su silla -y constantemente conectado vía satélite con los servidores de Intel en Santa Clara (California)- el que se ocupa de procesar los imputs recibidos y generar las respuestas del científico en tiempo real. “Hawking es solamente un cuerpo mantenido con vida artificialmente que funciona cómo un escaparate que genera empatía y aceptación por el ser humano, que es su audiencia real; sin él, las predicciones del ordenador no serían creídas por las personas, al considerarlas producto de una máquina…” Asegura un ex científico del proyecto que ha preferido preservar su anonimato.

Así mismo, todas las teorías atribuidas al científico son en realidad decididas por un Comité Científico internacional (que podría estar asesorado de alguna manera por inteligencias superiores, o extraterrestres), y desarrolladas por el motor de inteligencia virtual que -se especula- la compañía Intel tiene en constante desarrollo en su sede central, aunque el lugar exacto, se mantiene en el más absoluto secreto.

El Científico comenzó a desarrollar su enfermedad neuronal degenerativa, nada más comenzar la carrera de Física en la Universidad de Cambridge en la década de los 60´s, por lo que le fue imposible terminar sus estudios. En 1970 Stephen ya se encontraba totalmente impedido y carente de facultades mentales.

Su padre Frank, biólogo especialista en enfermedades tropicales que colaboraba con el ejercito desde la 2ª Guerra Mundial, y que participaba entonces en asuntos de alto secreto relacionados con la inteligencia artificial, fue quién autorizó y negoció las condiciones para la utilización del cuerpo de su hijo en el proyecto.

El cuerpo de Hawking lleva manteniéndose artificialmente desde hace 45 años. Recientemente se realizó una importante actualización de todo el hardware que lo soporta.

“El proyecto en el que forma parte el cuerpo de Stephen se trata de un desarrollo avanzado de control mental (¿Proyecto MK ultra?) dirigido a las Cuasi-élites científicas y del pensamiento mundial, a las que es más difícil inducirles a cambios de opinión o comportamiento por medios tradicionales…” Asegura el citado científico, quién confirma que por medio de Hawking, podrían estar comunicándose las futuras líneas de desarrollo e investigación científicas: influyendo e induciendo a los individuos que se encuentran en los más altos niveles de I+D en empresas, países y organizaciones; al estar trazando él -una de las mayores eminencias científicas de la actualidad- una línea de desarrollo e investigación a seguir.

Con todo lo que ello implica para el futuro de la humanidad; y con las ventajas de negocio que supone a las Organizaciones que están detrás de este proyecto.
Y… ¿Quién dirige hacia donde vamos?

1 Comment

  1. Reply

    Ya lo decía yo! Cuando le vi la última vez en una conferencia en Dallas, me pareció que miraba cómo ausente… cómo si no estuviera allí. Ahora caigo! Seguro que estaba esperando respuesta remota del Servidor.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these <abbr title="HyperText Markup Language">HTML</abbr> tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.